Cama Eléctrica

Tipos de camas eléctricas

Lograr que una cama se ajuste a tu cuerpo, no parecía algo sencillo de lograr, sin embargo gracias a las camas eléctricas esto es posible.
Las camas eléctricas se ajustan a lo que necesitas diariamente para descansar, hablando de salud esto es algo clave para tener mayor bienestar.

Las camas eléctricas se llaman de diferentes maneras. Las camas eléctricas se conocen como camas ajustables, bases ajustables, camas ortopedicas, camas hospitalarias.

¿Cómo funcionan las camas eléctricas?
Las camas eléctricas cuentan con un motor eléctrico que permite ajustar la cama de cualquier manera que la persona que esté utilizándola desee.

El motor eléctrico de la cama eléctrica funciona con un control generalmente, y este control hoy en día es inalámbrico, lo cual lo hace favorable para quien desee hacer un manejo de diferentes posiciones en su cama eléctrica.

Lo más común es haber visto en nuestras vidas las camas eléctricas en un hospital o en una clínica, pero estas camas fueron hechas para todo tipo de personas, con necesidades espaciales, con movilidad reducida, para enfermos, pacientes geriátricos, o personas que simplemente tienen algún dolor al descansar, y lo que requieren es mejorar las posturas al dormir.

En ocasiones las camas eléctricas resultan útiles para deportistas, ya que su cuerpo descansa en ciertas posiciones y les permite esto tener mayor rendimiento y bienestar al día siguiente.

Hay personas que desean utilizar una cama eléctrica porque les permite tener una postura correcta y cómoda al estar viendo la televisión, leyendo un libro, o utilizando su computadora en ese momento.

En la actualidad existen extensos modelos que son favorables para distintos tipos de patologías y te contaremos un poco de ellas.
Los diferentes tipos de camas eléctricas que existen son:
Cama Eléctrica de Metal → Es un producto que cuenta con una suspensión personalizada independiente. Este tipo de cama eléctrica es una gran ayuda para el apoyo de personas con movilidad reducida o para disfrutar de una postura correcta y ergonómica para la lectura, ver televisión o trabajar con el ordenador antes de un placentero descanso. Además, el diseño de estructura reforzada representa una mayor resistencia.Gracias a esta cama eléctrica la persona puede disfrutar de un prolongado tiempo de descanso.

Cama Eléctrica de Madera → Tiene una suspensión personalizada independiente, apoyo fundamental para personas con movilidad reducida o para disfrutar de una postura correcta y ergonómica.
Cama eléctrica ortopédica → El diseño de esta cama eléctrica evita cualquier movimiento que pueda causarle dolor o molestia, como incorporarse para ingerir alimentos, e incluso levantarse de la cama. Esta cama eléctrica representa el mejor descanso para la persona y la mayor comodidad para quienes cuiden de ella, ya que facilita cualquier acción de movimiento que necesite.
Generalmente las personas que consideran comprar una cama eléctrica revisan las diferentes características que cada una de las opciones ofrece para poder tomar la mejor decisión, y no siempre son ellos mismos quienes la compran, en ocasiones es el mismo cuidador que conoce los requerimientos que el paciente tendrá, y lo que ocupará en temas de movilidad.
Se recomienda siempre buscar una cama eléctrica que esté equipada y que pueda irse integrando con diferentes cosas que permitan tener poco a poco una mejor versión de la cama eléctrica.